“La educación del futuro: o aprendemos a surfear o nos ahogamos” Elkin Echeverri

29 de Agosto de 2018 en Educación

“La educación del futuro: o aprendemos a surfear o nos ahogamos” Elkin Echeverri

Si miramos en retrospectiva, la educación no ha sufrido mayores transformaciones desde la revolución industrial. Sin embargo, el mundo está cambiando a una velocidad con la que cada vez entendemos menos lo que está pasando en el presente y si bien hay menos certezas sobre el futuro cercano, sí podemos prepararnos para afrontar el cambio. 

Con este fin el Laboratorio de Innovación en Educación invitó a más de 15 rectores de distintas instituciones de la ciudad a escuchar nuevas perspectivas sobre lo que debe pasar con la educación para preparar a sus estudiantes para el mundo del mañana. 

Ahora, cuando pensamos en los retos que tiene la educación con respecto a estas nuevas dinámicas, usualmente pensamos en el desarrollo de nuevas tecnologías y en nuevos programas académicos que suplan las necesidades ya identificadas en las empresas, pero ¿en qué vamos a formar a los profesionales del futuro si aún no sabemos cuáles serán las necesidades del mañana? y no decimos mañana de forma figurativa, sino, literalmente, mañana. 

Los avances tecnológicos y la generación de conocimiento está avanzando de formas nunca antes vistas y aunque no hay manera de predecir qué tipo de profesionales vamos a necesitar, sí podemos tener la certeza de que tendrán que ser personas que sepan improvisar, flexibles y muy creativas. 

“Las próximas generaciones se van a encontrar con problemas que nadie en la humanidad se ha encontrado“, asegura Elkin Echeverri, director de Planeación y Prospectiva de Ruta N. Es ahí donde la educación tienen que empezar a transformarse, debe empezar a poner la mirada en estas habilidades usualmente olvidadas para poder “surfear” estos cambios. “Este es un punto muy importante que debe tener en cuenta el sistema educativo: o aprendemos a surfear en estos cambios, o nos ahogamos”, concluye Elkin. 

 

Escrito por:

Valentina González

Ingrese a Ruta N